Aunque nació en 1979 en Nueva York (Estados Unidos), vivió en Miranda de Ebro desde muy temprana edad. Su pasión por la cocina se la contagió su abuela materna y, a los 17 años, decidió iniciar sus estudios en la Escuela de Hostelería de Santo Domingo de la Calzada (La Rioja). En Ezcaray (La Rioja) es donde tuvo sus primeros contactos como profesional del sector pasando por el Hotel Iguareña, el restaurante del Albergue de la Real Fábrica, el Hotel Echaurren y El Rincón del Vino. Después trabajó en los fogones del Castell de Peralada (Girona), y de Maialen Maitia y El Jardín de Falerina (ambos en Álava), hasta llegar al que es ahora su actual puesto: chef en el restaurante Ergo (Miranda de Ebro).


¿Cómo empezaste en los fogones?

Fue un poco atípico. En mi casa no había ningún tipo de cultura gastronómica. Fui a estudiar hostelería por descarte, por ganas de pasarlo bien y huir de casa de los padres. Empecé a trabajar en el restaurante Iguareña y pronto supe que la cocina era mi pasión.

¿Modelo o figura a seguir en el mundo de la gastronomía?

Si he de elegir a alguno sería a Francis Paniego del restaurante Chaurren. Es un gran profesional

¿Es muy sacrificado el mundo de la gastronomía?

Si, requiere mucho esfuerzo, en mi caso además tengo hijos y aprovecho cuando se van a la cama para seguir pensando nuevas ideas, leer libros que me inspiren…

¿Qué tiene que tener un buen plato?

Buen sabor y buena estética

¿La cocina que haces en casa es muy diferente a la del restaurante?

Totalmente, en casa procuro cocinar lo mínimo, todo a la plancha y si hay microondas mejor; sin embargo, en el restaurante es todo mucho más elaborado.

¿Entrante, primer plato, segundo o postre?

El postre, siempre hay sitio para él. Me gusta también mucho elaborarlo. El tiramisú es mi favorito

¿Y tu plato favorito?

La sopa de pescado

Hasta llegar a Ergo, ¿Por cuántos sitios has pasado? 

Por casi todas las cocinas de la Rioja, he trabajado también en cataluña… los cocineros nos movemos mucho para tomar aprendizaje

Ahora que tienes tu propio restaurante, Ergo, ¿Podrías decir en qué se diferencia del resto de sitios?

Es una experiencia global, desde que llamas por teléfono hasta que te marchas por la puerta todo es confort. Es una experiencia global.

En tu restaurante usas las fuentes de agua AGUAVIVA ¿Por qué confiaste en nosotros?

Me gusta mucho el producto, la imagen y el sabor que es muy puro. Las botellas personalizadas le dan un punto muy interesante a cualquier restaurante que quiera tener una buena imagen. AGUAVIVA es una parte fundamental de nuestro restaurante ahora mismo.

¿Metas para el futuro?

Seguir perfeccionando día a día y que me diga encontrando cómodo con lo que hago.

Contacta con nosotros

DÓNDE ESTAMOS

C/ Medea 4, 1º B 28037 - Madrid
C/ Pisuerga, 23 08028 - Barcelona

 

CONTACTO

10 + 7 =